La verdad de la vida

El mundo parece llenarse de verdades momentáneas: hoy un equipo gana un campeonato, mañana se cae un avión, pasado, un cantante llama la atención por unas palabras.
El anuncio cristiano es concreto, perseverante y – aparentemente para el mundo – ya sabido: Dios. Dios nos creó. Dios envió a su Hijo. Jesús murió y resucitó. Se nos ofrece el perdón de los pecados, la dignidad de hijos de Dios, la capacidad de sufrir con sentido, la vida eterna.
Que a todos llegue el Evangelio de la Pascua, con la fuerza del Espíritu que renueve la vida de cada uno, sea en una gran conversión, sea en una pequeña fidelidad, sea en la preparación a la muerte en la esperanza de la vida plena y verdadera.


N.B. siempre puedes encontrar otras intervenciones en www.diocesisdecanelones.com

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares

La reproducción humana: deseo, responsabilidad y ética.

Bergoglio: Respeto a las diferencias y matrimonio de varón y mujer.